lunes, 17 de diciembre de 2012

Prevención y tratamiento del sarampión.

TRATAMIENTO:

Esta enfermedad como está provocada por un virus, no hay tratamiento específico y el virus debe seguir su curso.Los síntomas, que suelen durar 2 semanas, se pueden aliviar con lo siguiente:

1. Paracetamol.
2. Reposo en cama.
3. Vaporizaciones.

Un niño que tiene sarampión debe ser vigilado de cerca. A veces, el sarampión puede llevar a otras complicaciones como otitis, diarrea, pulmonía o encefalitis que puede requerir antibióticos u hospitalización.

Algunos niños pueden necesitar suplementos de vitamina A, que reduce el riesgo de muerte y complicaciones en los niños que viven en los países menos desarrollados, donde pueden no estar recibiendo suficiente cantidad de dicha vitamina. Sin embargo, no está claro si los niños en países más desarrollados se beneficiarían con dichos suplementos. Las personas que no reciben suficiente vitamina A tienen más probabilidad de contraer infecciones, como el sarampión.

PREVENCIÓN:

La medida más importante es la vacuna. Generalmente los lactantes están protegidos del sarampión durante los primeros seis meses de vida debido a la inmunidad que les transmiten sus madres. La mayoría de los niños reciben la vacuna del sarampión como parte de la vacuna tripe vírica que protege contra el sarampión, la rubeola y las paperas o la vacuna MMRV que protege contra el sarampión, las paperas, la rubeola, la varicela y que se administra entre los 12 y 15 meses de edad y de nuevo entre los 4 y los 6 años. La vacuna del sarampión no se suele administrar a lactante de menos de 12 meses. Pero, si se declara una epidemia de sarampión, se puede administrar la vacuna a niños de 6 a 11 meses.

Esta vacuna no debería administrarse a mujeres embarazadas, a niños con tuberculosis activa sin tratamiento, leucemia u otros cánceres, ni a personas cuyo sistema inmune está deprimido por cualquier razón. Tampoco debería indicarse a aquellos niños que tengan antecedentes de graves reacciones alérgica a la gelatina o al antibiótico neomicina, ya que existe el riesgo de que presenten reacciones graves a la vacuna.


No hay comentarios:

Publicar un comentario